Audio Real Internet - Radio Cadena Habana



Felipe Dulzaides: maestro y leyenda de la música cubana

Fecha de Publicación: 2018-06-29 07:46:31


El pianista y compositor Felipe Dulzaides  es uno de los inolvidables de la música cubana.

Aunque el nombre de Felipe Dulzaides (La Habana, 13 de marzo de 1917–22 de enero de 1991) es poco conocido por los jóvenes de hoy, su grupo resultó el preferido de quienes lo fueron, entre los años 60 y principio de los 80 del pasado siglo. Incluso, por Los Armónicos pasó un buen número de los mejores músicos cubanos, destacados tanto en el jazz como en lo popular.

Sin embargo, su líder tuvo una formación autodidacta, pues aprendió piano, acordeón y armonía simplemente oyendo música. Dulzaides tampoco leía música, pero resultaba capaz de realizar excelentes orquestaciones, como se aprecia en sus discos.

Hacia 1956 Felipe Dulzaides se dio a conocer como pianista y acordeonista del cuarteto Llópiz-Dulzaides, que se presentaba con frecuencia en programas estelares de la televisión. A pesar de sus éxitos de taquilla, decidió separarse del grupo y formar el suyo propio bajo otros requisitos de calidad.  Entonces creó Los Armónicos en la propia década del cincuenta, una agrupación de trascendencia en la música cubana.

Cuando fundó Los Armónicos a mediados de los años 50, nunca se propuso formar un grupo de jazz. Incluso, lo que organizó inicialmente fue una agrupación de instrumentos y voces para interpretar toda la buena música popular y ligera, tanto nacional como internacional.

Las voces de Los Armónicos se armonizaron al estilo de los cuartetos más modernos de entonces y su repertorio comprendía una síntesis de lo mejor de todas partes. Piano, guitarra eléctrica, contrabajo y batería integraban la agrupación y ocasionalmente el clarinete o la trompeta. Además, los propios instrumentistas incluyendo a Dulzaides, conformaban el cuarteto vocal, que tiempo después siguió una línea de quinteto.

Los Armónicos  se convirtieron en una de las mejores canteras de músicos de jazz del país. Por su nómina pasaron, los hoy notables guitarristas Jorge Chicoy y Ahmed Barroso, el baterista Joe Iglesias y el bajista Carlos del Puerto, luego fundador de Irakere. Por si fuera poco, también lo hicieron los saxofonistas Manuel Valera y Rolando Pérez Pérez, sin olvidarnos del gran percusionista José Luis Quintana, Changuito, más tarde baterista de Los Van Van y verdadero motor rítmico de la orquesta fundada por Formell.

En esta agrupación también se iniciaron dos figuras de gran versatilidad y hoy archiconocidas: el desaparecido compositor y guitarrista Sergio Vitier y Rembert Egües.

Felipe Dulzaides sobresalía por su oído musical, entrenamiento armónico, memoria fenomenal y gran capacidad para tocar en cualquier tono los números más complejos armónicamente. Según cuentan, a Dulzaides le bastaba escuchar una vez una melodía para repetirla ya armonizada y retenerla en la memoria y en ella guardaba unos mil números.

Durante sus viajes a Estados Unidos, a veces llegaba a un bar, se ponía a tocar el piano y complacía cada una de las solicitudes del público. Luego e invariablemente, se le acercaba el dueño del lugar para contratarlo, pero Dulzaides siempre contestaba que estaba de paso y que se había sentado a tocar por el mero placer de hacerlo. Así era este notable músico cubano que ha trascendido en el tiempo como uno de nuestros más destacados pianistas de jazz.

Al decir del maestro Leo Brouwer, Felipe Dulzaides fue un verdadero entrenador de músicos.

Luego de un cuarto de siglo en activo, el grupo de Felipe Dulzaides se disolvió, aún así pasó a la historia del jazz cubano como el más estable y exitoso de todos los tiempos. Afortunadamente, se conservan cerca de una veintena de discos que constituyen una buena muestra del quehacer de esta agrupación.

En cuanto a Dulzaides en particular, su retiro de los escenarios solo resultó relativo, pues fue uno de los puntales del Festival Jazz Plaza y luego trabajó como asesor del evento hasta el final de sus días. Sus consejos siempre estuvieron a disposición de los más jóvenes que incursionaban en el mundo del pentagrama. El fue, sin proponérselo, maestro de por lo menos dos generaciones de músicos cubanos y  tuvo el raro privilegio de convertirse, en vida, en una verdadera leyenda.



Envíenos su Comentario

Tu dirección de correo electrónico NO será publicada. Todos los campos son obligatorios *



Nombre Requerido*
Email Requerido*

Comentario Requerido*

Normas a los Comentarios
 - Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
 - No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
 - Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.



Directora General: Yolanda Paris Camino
Programación e Información: Miriam Isabel Rojas Calderón
Grupo Informativo: Dennys Medina la O


Redacción Digital

Editor Jefe: Félix A. Bolaños Leyva
Editores: Aralís Gómez González y Francisco Martínez Chao
Webmaster: Mabel Peña Styo
Traductor: Pedro A. Fanego

Contacto

Teléfonos: (537) 838-1670 (Pizarra)
- 7 838-1484 (Dirección)
Redacción Digital: 7832-4917
Cabina de Transmisiones: 7838-1478 y 7838-1479
Email: cadenahabana@cmch.icrt.cu
Sitio web: www.cadenahabana.icrt.cu



Copyright 2018 Radio Cadena Habana. Todos los Derechos Reservados