Audio Real Internet - Radio Cadena Habana



Olga: un tamal por mi Habana (+video)

Fecha de Publicación: 2019-04-25 13:53:11


El chachachá “Olga la tamalera” popularizado por la Orquesta Aragón

La Habana llega a sus 500 años, pero en cada uno de ellos, no sólo están reflejados los valores arquitectónicos que tanto atraen al turismo. La esencia de esta ciudad no está en el respiro de cada muro, sino en la historia que se vive en ellos. Está en las personas que han formado parte de esta urbe durante estos cinco siglos.

Muchos de los que forman parte de la idiosincrasia de mi Habana, ni siquiera se lo propusieron, pero su autenticidad hizo que esta ciudad se enamorara de ellos, y como consecuencia, todos de la Ciudad Maravilla.

Desde los más estudiosos, hasta los simples vendedores callejeros son los protagonistas de mi Habana. Conocida como Olga la tamalera, su nombre completo era Olga Muré Jiménez, y comenzó a vender tamales en 1949, en la esquina de Prado y Neptuno, pero la calidad de sus tamales conquistó a músicos como Félix Reina y Fajardo, quienes compusieron el chachachá “Olga la tamalera”. Seguidamente la orquesta Aragón popularizó también a esa simple mujer.

En la calle Figuras, número 180, entre Manrique y Tenerife, barrio de Los Sitios, se levantaba esta mujer de tez negra, natural de Cienfuegos, quien abrumada por la situación familiar buscó una solución, la cual por su autenticidad la convirtió en esas personas que la han dado brillos a La Habana, mostrando la cubanía.



Olga había perdido a su esposo y tenía tres niños pequeños y una madre anciana. Cuando le vino la idea de hacer tamales para vender, se preguntó y ¿por qué no? Así que tomó una jaba casera confeccionada con retazos de vestidos y fue al mercado para emprender su idea de sustento. De modo tal que se dijo: «Voy a ser la primera mujer que venda tamales en La Habana».

Luego de haber rayado el maíz, Olga se paraba frente a la gran cazuela, donde prefería estar sola. Porque para ella esa receta era y seguirá siendo un gran misterio para los cubanos.

No sólo los vendía en la calle, sino que por su puerta desfilaban en busca de sus ricos tamales caseros, toda clase de personas. Le encargaban con anticipación para celebrar bodas, cumpleaños y todo tipo de festejos.

La cualidad del cubano de levantarse ante la adversidad, no sólo permitió que esta mujer solucionara su situación en su momento, sino, que sin proponérselo le dio sabor a mi Habana, y sobre todo a esta Isla.

Escrito por Alhija Villalón Veliz



Envíenos su Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Todos los campos son obligatorios *



Nombre Requerido*
Email Requerido*

Comentario Requerido*

Normas a los Comentarios
 - Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
 - No se admitirán ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.
 - Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.




Directora General: Yolanda Paris Camino
Programación e Información: Miriam Isabel Rojas Calderón
Grupo Informativo: Dennys Medina la O


Redacción Digital

Editor Jefe: Félix A. Bolaños Leyva
Editores: Aralís Gómez González y Francisco Martínez Chao
Webmaster: Mabel Peña Styo
Traductor: Pedro A. Fanego

Contacto

Teléfonos: (537) 838-1670 (Pizarra)
- 7 838-1484 (Dirección)
Redacción Digital: 7832-4917
Cabina de Transmisiones: 7838-1478 y 7838-1479
Email: cadenahabana@cmch.icrt.cu
Sitio web: www.cadenahabana.icrt.cu



Copyright 2018 Radio Cadena Habana. Todos los Derechos Reservados